La visión del demonio

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

La visión del demonio

Mensaje por omega el Lun Jun 30, 2008 1:18 pm

He aquí una historia verdaderamente extraña, ocurrida en Francia, a principios del siglo XVII. La historia es recogida por primera vez en un opúsculo aparecido en París en 1620, con el título “La Visión Publique d´un Horrible et Trés-Epouvantable Démon sur L´Église Cathédrale de Quimpercorentin en Bretagne”.

El suceso, aconteció el 1.º de febrero de 1620 en la catedral francesa de Quimpercorentin. Serían las siete o las ocho de la tarde, cuando sobre el techo de dicha catedral, un terrible rayo impactó en su cúspide, que a la sazón tenía forma de pirámide y estaba recubierta de plomo, haciendo que se incendiara y explosionara con un fuerte estallido. El techo se derrumbó estrepitosamente y toda la gente del pueblo acudió a ver lo que ocurría e intentar apagar el fuego. Pero lo que vieron les dejó petrificados en el sitio. Entre el humo y el fuego vieron con toda claridad a un demonio de color verde, con una cola larga, avivando el fuego entre las llamas. El demonio, que fue visto por todos sin excepción, cambiaba su color del verde al amarillo o el azul.

Las autoridades, tan perplejas como el resto, arrojaron a las llamas, cada vez más ávidas, una gran cantidad de Agni Dei. Alrededor de ciento cincuenta cubos de agua, y cincuenta carretillas de estiércol. No obstante, el fuego seguía ardiendo más voraz y el demonio que lo azuzaba continuaba su labor incendiaria como si nada ocurriera.

Por fin, las autoridades tomaron medidas desesperadas y recurrieron a lo que pensaron, podría ser la última argucia que podría acabar con ese demonio. Se introdujo una ostia consagrada en una hogaza de pan, y se lanzó a las llamas. Luego, se mezcló agua bendita en leche, y entregándosela a una mujer que se sabía poseía una conducta piadosa e intachable, se acercó al demonio y a las llamas y comenzó a rociarlos con el líquido bendito. La treta pareció funcionar y el infernal visitante salió huyendo hacia el oscuro cielo, al tiempo que emitía unos aterradores aullidos.

La historia fue reeditada en 1751 por Lengle-Dupresnoy con el título “Recueil de Dissertations sur les Aparitions” en el V. I, P, 109. Leloup-Paris. Posteriormente recogido por L. Gabriel Robinet en su libro “Le diable, sa vie, son oeuvres”. Lugdunum: 1944. Y finalmente por Jacques Vallee en su libro “Passport to Magonia” 1976. editorial PyJ.

FUENTE: www.editorialbitacora.com

omega
Admin
Admin

Cantidad de envíos: 38
Edad: 32
Fecha de inscripción: 23/06/2008

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.